Adidas tiene 1.300 millones de dólares en zapatillas guardadas

Tras la ruptura con Kanye West  por sus comentarios antisemitas.

Adidas, marca alemana de ropa deportiva, registró una pérdida neta de 43 millones de dólares de enero a marzo, en comparación con una ganancia de 482 millones de euros en el mismo periodo del año anterior debido al impacto de su ruptura con el controvertido rapero estadounidense Kanye West, según reportó este viernes.

Desde que la marca cortó relaciones con el rapero, está luchando por deshacerse de 1.300 millones de dólares en zapatillas, de acuerdo a información de El Tiempo. El director ejecutivo Bjorn Gulden comentó que vender las zapatillas significaría pagarle regalías al cantante, quien fue despedido por comentarios antisemitas.

Por otro lado, la empresa tiene varias opciones para las zapatillas, que se mantienen apiladas en sus almacenes. Destruirlos no sería una opción, ya que genera problemas de sustentabilidad.

Por otro lado, regalarlas en lugares como Siria o Turquía significaría que el producto se encarezca debido a su cotización en el mercado.

El beneficio operativo de Adidas fue de 60 millones de euros, una caída del 87% respecto al mismo período del año anterior, mientras que las ventas se mantuvieron casi estables en 5.280 millones de euros.

Sin embargo, la empresa dejó de ganar 400 millones de euros a causa de la finalización de la producción y venta de su exitosa línea de zapatillas deportivas Yeezy, diseñada en colaboración con West.

La compañía había anunciado en febrero que podría sufrir una pérdida operativa de hasta 700 millones de euros este año si decide cancelar el valor de todo su inventario existente de Yeezy. El nuevo director de Adidas, Bjorn Gulden, aseguró que 2023 será un «año de transición».

Adidas prevé en 2023 una bajada de la facturación de una cifra de dos dígitos y una pérdida de ingresos de 1.200 millones de euros por dejar de comercializar la marca Yeezy, en caso de que no venda los productos que ya tiene y que reduciría el beneficio operativo en otros 500 millones de euros este año.